VACA MUERTA, ACUERDO LABORAL, DEUDA Y PACTO SOCIAL, LAS RECETAS DE FERNANDEZ PARA LA CRISIS

Vaca Muerta

ALBERTO FERNANDEZ COMBINARÁ MEDIDAS ORTODOXAS Y HETERODOXAS; VIAJARÁ A LOS ESTADOS UNIDOS PARA VISITAR A TRUMP; ACELERARÁ UN RÉGIMEN ESPECIAL PARA INVERSIONES EN PETROLEO Y GAS, RENEGOCIARÁ LA DEUDA Y EL ACUERDO CON EL FMI. NEGOCIARÁ CON LA CGT

Por Mariano Obarrio

En los días previos a la transición del mando, el presidente electo Alberto Fernández prepara un conjunto de medidas, proyectos de ley y decisiones políticas orientados a reactivar la economía, lograr el equilibrio fiscal, el superávit comercial y generar dólares. El principal motor de la economía que imagina el presidente del Frente de Todos es un desarrollo más rápido del programado para las inversiones en el yacimiento de Vaca Muerta de petróleo y gas no convencional. Quiere que ese proyecto sea el motor de la recuperación económica como la soja lo fue durante el gobierno de Néstor Kirchner.

También imagina una reforma laboral acordada por sectores para mejorar la creación de empleo, avalado por la CGT; la renegociación de la deuda privada y una reprogramación con el FMI; una reforma tributaria para bajar la presión fiscal y favorecer a la producción, y la creación de un Consejo Económico y Social para acordar precios, salarios, tarifas y políticas de mediano y largo plazo. En ese organismos se gestionará “Un nuevo contrato social”, según dicen en el entorno del presidente electo.

En el entorno de Fernández dan por seguro que no impulsará ninguna  reforma constitucional, como propuso un sector del kirchnerismo más radicalizado. También aseguran que los controles de cambio permanecerán por mucho tiempo y que el Banco Central aplicará medidas ortodoxas y heterodoxas, aunque no dieron por ahora precisiones, en las que trabaja el equipo económico que lidera Matías Kulfas, posible ministro de Economía.

Banco Central

Una de sus primeras acciones de gobierno será viajar a los Estados Unidos, donde se reunirá en la Casa Blanca con el presidente Donald Trump. La intención es comenzar allí un camino para reprogramar la deuda con el Fondo Monetario Internacional y luego con los acreedores privados. En principio, la intención es la renegociación “a la uruguaya”, es decir con estiramiento de plazos y sin quita de capital e intereses.

Donald Trump

Para contener el precio de los alimentos en lo inmediato, una gran preocupación por su incidencia en la inflación, Fernández prevé mandar al Congreso una ley de Góndolas para la cual tiene consenso de todos los bloques parlamentarios. Al mismo tiempo se debatirá el presupuesto 2020 sobre la base del que envió el gobierno de Macri, pero modificado. Sin embargo, el gran proyecto de Fernández, el que definirá a la primera etapa de su gobierno, será el de inversiones para Vaca Muerta.

Los colaboradores de Fernández consideran que las exportaciones de hidrocarburos serán las grandes generadoras de dólares del exterior, algo así como las exportaciones de soja lo fueron entre 2002 y 2006, la mejor época de superávits gemelos que lograron los gobiernos de Eduardo Duhalde y luego de Néstor Kirchner, bajo la conducción económica de Roberto Lavagna. Precisamente, Fernández quiere que Lavagna sea parte de su equipo, quizás como presidente del Consejo Económico y Social.

El proyecto de ley para promover nuevas inversiones en yacimientos de hidrocarburos convencionales y no convencionales consistiría en un nuevo régimen de protección a inversiones. Se aplicaría especialmente para Vaca Muerta y se analiza la creación de un fideicomiso del que no puedan tomarse los dólares de los inversores. Se buscaría acelerar de ese modo a 5 años las inversiones previstas para 10 años (28.000 M U$S).

El modelo que está en análisis se tomaría de un esquema similar al de EE.UU. con un régimen especial de facilidades para inversores. En Vaca Muerta se apunta a que sea la punta de lanza de las inversiones y a generar unos 500 mil puestos de trabajo.

También el equipo del Frente de Todos busca promover el desarrollo de la minería, especialmente del litio en provincias como Jujuy y Salta. Para lo cual no se descarta un régimen de protección de inversiones similar.

En materia de facilidades para crear empleo, Fernández analiza con sus equipos tomar de la experiencia del acuerdo de flexibilización laboral que el sindicato de los petroleros, que lidera Guillermo Pereyra, hizo con el gobierno de Neuquén, que luego fue refrenado por el gobierno de Mauricio Macri. Ese acuerdo produjo 30.000 nuevos empleos en el sector del petróleo y el gas. Se buscaría replicar esa experiencia a otros sectores en negociaciones bilaterales, sin llegar a tratar un proyecto de reforma laboral.

Guillermo Pereyra, de petroleros

Todo esto tendría el acuerdo de la CGT, que dirige Héctor Daer, una de los principales bases de apoyo político del presidente electo.

Para bajar la presión tributaria, Fernández imagina una reforma impositiva que beneficie principalmente a las Pymes y aplicaría sólo suba a retenciones a la soja pero no a otros rubros. La reforma fiscal seguramente será parte de la negociación dentro del Consejo Económico y Social que además buscará un congelamiento de precios y acuerdos de suba fuerte de salarios y jubilaciones por seis meses. Con esto procura desindexar la economía y asegurar la paz social para tomar otras medidas.

Beneficios a las Pymes

En materia judicial, Fernández analiza una reforma judicial de unificación de los fueros federal, penal y penal económico para diluir el poder de los jueces de Comodoro Py.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s