LANZAN UNA PROPUESTA DE INTEGRAR EMPRESAS, SINDICATOS, Y ONGS PARA FORMAR TRABAJADORES EN LOS OFICIOS DEL FUTURO

Las empresas, los sindicatos y la sociedad civil pueden comenzar una integración en red para generar un múltiple impacto estratégico: el desarrollo de regiones, la formación laboral de jóvenes, el empleo de calidad, la empleabilidad y la inclusión social. Esa fue la conclusión principal de un grupo de dirigentes, empresarios, periodistas y académicos comenzó este miércoles 11 de diciembre una discusión sobre la necesidad de “empoderar a la sociedad civil” para generar iniciativas de recuperación de la cultura del trabajo e integración social, mediante la formación laboral de jóvenes excluidos, por lo general titulares de planes sociales, basadas sobre la demanda futura de las regiones y de las empresas.

Del panel participaron Lourdes Puente, directora de la Escuela de Política y Gobierno de la Universidad Católica (UCA), Pascual Albanese, periodista y dirigente peronista. El presentador fue Jorge Arias. Eran los convocantes y son fundadores del Foro del Peronismo del Siglo XXI, que preside Lourdes Puente. Los otros panelistas fueron Roberto Alvarez, Secretario de Asuntos Fiscales de del sindicato de la AFIP, Raúl Zylbersztein, secretario general de la Confederación General Empresaria de de la República Argentina (Cgera), y el periodista independiente Mariano Obarrio.

Por ahora, empresas y cámaras empresariales comenzaron a exhibir interés en sumarse a la iniciativa. De hecho, hubo en el encuentro representantes de Coninagro, la entidad rural que preside Carlos Iannizzotto, que mostraron interés en participar de la iniciativa. La organización del emprendimiento busca una horizontalidad de sectores interesados en complementar el trabajo del sector público.

Todas las intervenciones hicieron hincapié en la necesidad de fundar una nueva cultura de trabajo basada en la planificación estratégica de las demandas del futuro, de las nuevas tecnologías, y de las nuevas competencias y habilidades laborales que requieren la industria y las Pymes. Zylbersztein, por ejemplo, puso el ejemplo de que la Cgera identificó en un municipio la necesidad de tener mecánicos de motocicletas porque el uso masivo de ese medio de transporte generaba desperfectos mecánicos y se abrieron muchos emprendimientos.

La idea sería entonces identificar esas necesidades de los municipios, las regiones y las empresas para que muchos estamentos de la sociedad civil puedan coordinar programas de formación laboral: empresas, sindicatos, ONGs, instituciones educativas y movimientos sociales.

Los siguientes serían los lineamientos básicos de la idea.

PROPUESTA – PROGRAMA DE RECONVERSIÓN LABORAL

Misión

La misión del Programa de Reconversión Laboral es contribuir a la formación laboral, técnica y actitudinal de jóvenes vulnerables sin calificación laboral y en condiciones muy precarias de empleabilidad. El universo serán los titulares de planes sociales y de AUH. Se buscará su incorporación en el mercado de trabajo, a través de un programa integrado entre distintos actores: el sector privado, público y la sociedad civil. 

Visión

1-Una sociedad más educada, con mayores niveles de empleabilidad y menos gasto social. 

2-Un empresariado reposicionado en la sociedad e involucrado en brindar soluciones para la inclusión social antes que en los reclamos sectoriales.

Propuesta de valor 

Proveer educación y capacitación técnica a titulares de planes sociales desempleados y sin estudios, considerando las necesidades concretas de las empresas adheridas y aprovechando los recursos ociosos del Estado y de la sociedad civil. A través de esta sinergia, se busca mejorar la calidad de la oferta de fuerza de trabajo y reducir el número de beneficiarios de planes sociales liberando recursos contribuyendo a hacer más sostenible el equilibrio fiscal. 

Actores involucrados

  • Sector privado
  • Sector público
  • Sindicatos 
  • Organizaciones de la Sociedad civil

Implementación

  • Las empresas y cámaras empresariales propondrán una “estrategia de desarrollo de cadenas productivas” de alto valor agregado para los próximos 30 años y determinarán las habilidades y competencias necesarias para los futuros RRHH: diseñara los nuevos trabajos del futuro.
  • Se ofrecerá a jóvenes de distintas organizaciones o independientes, que no tengan alta calificación laboral, incorporarse en cursos ofrecidos en un listado diseñado por la “estrategia de desarrollo”.
  • Las empresas, los sindicatos y las escuelas de oficios se articularán para dar la capacitación técnica de un año a seis horas diarias.
  • Se ofrecerá al Ministerio de Educación un convenio para darles terminalidad educativa mediante el Plan FINES a los beneficiarios del plan que no terminaron el nivel primario o secundario, según los casos.
  • Se convocará a las ONGs dedicadas a la capacitación actitudinal (hábitos de trabajo, presentismo, presentación personal, trabajo en equipo, compromiso, relaciones interpersonales) para que colabore en el plan.
  • Se invitará a la Secretaría de Deportes a organizar actividades físicas, competencias, educación deportiva para mejorar el estado físico de personas que llegan de sectores vulnerables. Se podría instituir un módulo de 4 o 6 horas semanales de actividad física.
Pascual Albanese, del Foro del Siglo XXI, Roberto Alvarez, de AFIP, Lourdes Puente, de la UCA, Raúl Zylbersztein, de Ggera, y Mariano Obarrio, periodista independiente
  • Las empresas, los sindicatos, las ONGs y los movimientos sociales podrán celebrar convenios con Ministerio de Educación, Desarrollo Social, Seguridad y Defensa para disponer espacios físicos como lugares de capacitación, capacidad logística, transportes, materiales, herramientas, vehículos, aviones y espacios físicos para que sean usados por los beneficiarios en sus actividades formativas.
  • Se invitará al Ministerio de Salud a atender a todos los beneficiarios del plan y hará un censo sanitario (tratamientos oftalmológicos, odontológicos, enfermedades crónicas, adicciones y falta de alimentación).
  • Se propondrá al Ministerio de Trabajo y Economía un nuevo régimen laboral a fin de que los futuros graduados puedan incorporarse como personal estable de las empresas sin que éstas deban pagar cargas laborales por tres años y se comprometan a pagar la diferencia entre el plan y el salario básico de convenio.
Jorge Arias, del Foro del Peronismo del Siglo XXI
  • También podrá organizar cursos de cooperativismo para promover un nuevo régimen de cooperativas de alto valor agregado que puedan proveer insumos, servicios o productos de consumo masivo.
  • Las cámaras o las empresas otorgarán un diploma de graduación de los alumnos autorizado por el Ministerio de Educación. Esto servirá de fuerte incentivo para los jóvenes, que deben sentir que esos diplomas son logros personales importantes.
  • Las cámaras otorgarán los premios y las calificaciones por mérito para que los nuevos trabajadores sean incorporados ante la demanda de las empresas.
  • Se organizarán en cada centro de capacitación unidades de atención para los hijos de las mujeres que estén capacitándose, guarderías, salitas de jardines maternales, con las mismas beneficiarias del plan capacitadas para ello.