La banda se desbanda. Cristina rompe con Baez y este amenaza con hablar

La ruptura de la banda tiene una cronología. Cuando Federico Elaskar comenzó a contar la “Ruta del dinero K” llevado por Luis Barrionuevo al programa de Jorge Lanata, se produjo el primer cimbronazo en el kirchnerismo. Pocos días después comenzó la separación de algunas sociedades de Lazaro Baez con Cristina Kirchner y su familia. Lazaro había construido el mausoleo de Néstor Kirchner, algunos dicen que allí guardó dinero, e incluso había cenado con Kirchner en su última noche en Los Sauces, en Calafate, antes de la muerte del ex presidente.

A ese punto llegaba la intimidad familiar y de negocios con Lázaro. Luego de aquella primera ruptura, su enemigo histórico Carlos Zannini le arrebató la adjudicación de las dos represas escandalosas en sociedad con China, las famosas Nestor Kirchner y Jorge Cépernic, con la venia de Cristina. Y se las dio a un amigo de toda la vida, Gerardo Ferreyra, de Electroingeniería. La ex presidenta aceptó el cambio de manos porque Lazaro estaba muy expuesto y hacía peligrar a toda la banda, que ya se desmoronaba.

La antigua relación se fue enfriando en estos últimos dos años. Nada fue igual luego de la muerte de Kirchner, el jefe indiscutido. Y desde diciembre pasado, Cristina y Lázaro no se hablan. Cuando asumió Alicia Kirchner en Santa Cruz la relación empeoró por algún motivo. La gobernadora le rescindió varias obras no terminadas y Baez le llenó las rutas de obreros de la Uocra y la tornó ingobernable.

Alicia está presa de su propia banda. No puede culpar a la herencia recibida. Santa Cruz siempre fue su feudo y ahora es su Cruz. Denuncias cruzadas y negocios interrumpidos. Hasta que aparecieron los videos de La Rosadita.

Confirman toda la historia contada por Elaskar. Se produjeron en pleno cepo cambiario. O sea, no pueden justificar el origen de semejante cantidad de dólares y se mueven con el mismo modus operandi denunciado por Elaskar. La muerte de Néstor no tenía que ocurrir. Con el jefe en vida, Baez nunca hubiera echado a Elaskar de su cueva, nunca le hubiera dejado una deuda millonaria, y menos lo hubiera dejado herido para que hable a cuatro vientos. Esto con Néstor no pasaba, se consuelan los K.

Pero esos videos terminaron de romper a la banda. Cristina decidió que Làzaro sea el chivo expiatorio, cabeza de turco. Todo debe llegar hasta Baez, terminar en él, y, de haber un preso, ése debe ser Lazaro. También su hijo Martín Baez y el contador Perez Gadin, pero nunca, ni por asomo, debe seguir hacia arriba.

Es por eso que Sebastian Casanello siguió la estrategia a pie juntillas. Dijo que la causa no roza a Cristina Kirchner, que se termina en Baez. Tambien Diana Conti, Josè Ottavis y Guillermo Moreno se manifestaron “asqueados” por la corrupción y pidieron cabezas: pero nunca la de Cristina que está, según ellos, al margen de todo este chiquero.

Razonan: el dinero que cuentan en cámara los Baez nunca puede demostrarse que sea de Cristina o de Máximo. Que caiga Baez entonces.

Los últimos en hablar fueron otros enemigos de Baez. Alicia Kirchner dijo que nunca fue socio de los Kirchner. Y Echegaray dijo que él mismo investigó las facturas truchas en la AFIP y que Baez va a ir preso. Lazaro no necesitó más pruebas para advertir que van por él. Su cabeza vale oro. Y no está dispuesto a entregarla.

Por eso envió un mensaje claro: Alicia debería tener memoria, dijo, y tanto ella como Echegaray no pueden demostrar su patrimonio. Yo sí, en cambio. En clave de banda, fue todo un mensaje hacia los traidores.

Alicia no mueve un dedo en la provincia sin consultar con Cristina. ¿Cuándo Baez dijo que Alicia no puede justificar su patrimonio, no habrá querido decir en realidad Cristina? Hubiera sido pegar muy alto y tal vez todavía no llegó el momento.

La banda se desbanda. Momento culmine de la película. Elaskar y Leo Fariña pueden decir muchas cosas. Pero Lázaro podría decir muchas más. Hay otras causas que vinculan a Baez con Cristina, como Hotesur. Y otras como las de facturas truchas. Para demostrar la asociación ilícita, habría que juntar todas las causas en un solo juzgado.

Hasta aquí, es cierto, los videos de La Rosadita no implican a Cristina. Su sociedad con Baez se demuestra en otras causas que se ventilan en otros juzgados. La Rosadita es sólo una parte de la trama. Era la arquitectura financiera con la cual se juntaba el dinero negro y se evadía del fisco y del país. El resto del rompecabezas está en otros juzgados. Pero Al Capone mató mucha gente, robó mucho, y fue preso por evasión de impuestos. Tal vez, la Rosadita  solo pueda demostrar que se evadió dinero. No es poca cosa.

2 comentarios en “La banda se desbanda. Cristina rompe con Baez y este amenaza con hablar”

  1. Esto de las peleas en “La Banda”,mi opinión es una “puesta en escena ” como tantas nos han tenido acostumbrados en los ultimos 12 años el kirchnerismo..
    No les creo ,es una estrategia más .
    Lo que si estoy convencida que todas estas idas y vueltas de denuncias y conflictos ,lleguen a la justicia y si es realmente independiente que actue y los meta presos ,de lo contrario ,la gente comenzará ha apuntar al gobierno y a descreer en las promesas que hicieron en campaña que terminarian con la corrupción y que irian presos los responsables .
    Ahora si el gobierno está pensando que si va presa la Ex presidente creara conflicto con sus fanaticos y seguidores ,estamos en serios problemas!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s