Los gremios llevaron sus planteos al Gobierno y salieron conformes

LA NACION, 12 de febrero de 2016

En medio de una marcada suba de precios y de la discusión salarial, el presidente Mauricio Macri recibió ayer en la Casa Rosada a los principales jefes de la CGT, ante quienes se comprometió a avanzar en medidas económicas para preservar el poder adquisitivo de los trabajadores antes de comenzar las paritarias en las próximas semanas. La definición de los detalles quedará en manos de comisiones de técnicos del Gobierno y de los sindicatos, que evaluarán el impacto de esas medidas sector por sector.

Todos los protagonistas resaltaron el clima ameno de la charla y el gesto de acercamiento, pero los dirigentes sindicales le plantearon al jefe del Estado dos preocupaciones: la devolución y el reparto de los fondos de las obras sociales y los crecientes despidos en el sector industrial.

Luego de la reunión, el jefe del Gabinete, Marcos Peña, señaló que “fue una reunión muy positiva” y confirmó que el Gobierno presentará en el Congreso un proyecto de ley de rebaja al impuesto a las ganancias “la semana que viene o a más tardar la siguiente”.

Minutos antes, el titular de la CGT, Antonio Caló, dijo: “No nos vamos con soluciones pero nos vamos conformes. Se van a reunir los técnicos de los ministerios con los nuestros para seguir trabajando”. A su lado, el jefe de la CGT Azul y Blanca, Luis Barrionuevo, agregó: “Por ser la primera, fue una buena reunión”.

Además de los despidos y las obras sociales, otras preocupaciones fueron la inflación y las futuras paritarias. Pero no se fijó ningún piso ni techo para la pauta de aumento salarial.

El Gobierno pretende que los incrementos no sobrepasen el 25% y los sindicalistas reclaman un mínimo de 30%, aunque cada sector lo fijará más adelante. “Trabajaremos sector por sector para establecer cómo impactan las medidas en cada actividad”, dijo un alto funcionario, tal como anticipó LA NACION el último domingo.

La Casa Rosada procura que haya una sola paritaria anual y no se desdoble en forma semestral, aunque las mismas fuentes agregaron que “eso también se va a trabajar según cada sector”.

Las medidas que se discuten para preservar el poder adquisitivo son un proyecto de aumento del mínimo no imponible del impuesto a las ganancias, la rebaja del IVA para los alimentos a los sectores más vulnerables, la universalización de las asignaciones familiares, y la devolución y el reparto del Fondo de Solidaridad Social de 27.000 millones de pesos que controla el superintendente de Servicios de Salud, Luis Scervino.

“Lo más importante fue la foto”, sintetizó un alto dirigente gremial. Un funcionario coincidió: “Lo más saliente fue la reunión en sí misma, con todos los sectores”.

Macri estuvo con Peña y con el ministro de Trabajo, Jorge Triaca. De los jefes sindicales participaron Antonio Caló (CGT), Hugo Moyano (CGT Azopardo), Luis Barrionuevo (CGT Azul y Blanca), Juan Carlos Schmid (Confederación de Trabajadores del Transporte, CATT), Armando Cavalieri (Comercio), Gerardo Martínez (Uocra) y Gerónimo Venegas (Uatre). Peña y Triaca adelantaron que en el futuro se invitará a la CTA, aunque no precisaron cuándo.

Más temprano, como señal a los sindicatos, el Presidente había anunciado un aumento del 15,35% en las jubilaciones, las asignaciones familiares y la Asignación Universal por Hijo.

Fue Cavalieri quien planteó la preocupación por los recursos de las obras sociales, mientras que el metalúrgico Caló mencionó los crecientes despidos en el sector industrial, como se informa por separado.

Macri respondió que la inflación es prioridad de su gobierno, así como convencer a los empresarios para preservar el empleo. Y dijo que es importante que los reclamos salariales no se disparen.

“Se van a formar comisiones para trabajar en la agenda que se había presentado: ganancias, IVA, asignaciones y obras sociales, entre los técnicos de los sindicatos y de los ministros”, señaló a LA NACION otro referente gremial.

Luego del encuentro, Schmid calificó el encuentro de “normal” y consignó: “Planteamos al presidente la necesidad de prestar especial atención a la inflación y a que no aumente el desempleo, a lo que respondió que eran las prioridades del gobierno”.

Schmid informó que Macri anunció que “a finales de marzo anunciará la situación real de la economía”, y agregó: “Pudimos dialogar con el Presidente, es algo que no ocurría con la ex presidente Cristina Fernández de Kirchner”.

Peña dijo que la reunión “no fue para cerrar temas sino para abrir la conversación”, y que “hubo coincidencia casi total” con las tres CGT. “Tenemos claro que Ganancias es expresión de un problema más grande, que es la inflación, un problema que altera todas las condiciones de las escalas salariales”, explicó.

Triaca agregó que “empezamos a trabajar una agenda común, de diálogo”. En el Gobierno dijeron que la negociación paritaria será sector por sector porque “cada dirigente sabe dónde le aprieta el zapato”.

Un pensamiento en “Los gremios llevaron sus planteos al Gobierno y salieron conformes”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s